21 nov. 2016

EN BATISCAFO ENTRE TUS ABISMOS


Sumergido en batiscafo entre profundas aguas de tus abismos, percibo los tenebrosos imaginarios que sembraron dudas en tus sentidos, cuando al producirse la atracción desmesurada, elucubrando lo prohibido, trataste de entenderlo como un equívoco, creyendo exagerar por soledad, necesidad de cubrir ausencias y vacíos, para luego titubear en la cotidianidad de tu camino, al apoderase la fantasía de tus instintos, con la obsesión de permitirte vivir lo hasta ahora no vivido; y al propiciar el encuentro, descubrir que el amor y el erotismo desvanecen los prejuicios, para así quedarte prendada en la tragedia de amar en silencio, deseando lo proscrito, convirtiendo en vorágine tus fondos creando monstruos marinos, fantasmas, angustias y miedos, por terror a rechazos o perdidas de cariño, impidiendo a la luz penetrar hasta el último rincón de tus delirios, para alumbrar tus penumbras y compruebes que todo en la vida se lucha, que no importa lo que de ti piensen, que debes romper con los mitos.


MARIO MARTIN

21.11.2016