30 abr. 2016

NIDO DE NUESTRAS MUSAS






Recorren mis labios instantes de nostalgia en tus deseos recogidos, encendiendo al saborear tu mapa la piel de tus sentidos, y en nuestro nido marino, recobrar el exquisito encuentro con la pasión de nuestros versos seducidos, sin recurrir a Bécquer, Benedetti, Alberti, Coronado o Neruda, buscando en ellos el cobijo, entregados a la gloria que entre olas te desnuda y la magia legendaria que nos habita con aromas, palpitando a la distancia con sublime ternura, alimentando la locura con tus besos entre mis besos, disfrutando el gemir de nuestros poros bañados del elixir que brota en tú hendidura, para embriagarnos en su néctar, avivando este invento de relación tan pura, y regocijarnos con el Alba al brillar en tu rostro inspirando nuestras musas.

MARIO MARTIN
29-04-2016